El «suicidio» de Florencia Morales. Irregularidades sin respuesta en San Luis

El «suicidio» de Florencia Morales. Irregularidades sin respuesta en San Luis

Por Romina Pezzelato

Florencia Morales de 39 años, era una mendocina residente en Santa Rosa de Conlara. Como pasa con las vulneraciones, ella era una de esas mujeres que atraviesan violencia de todo tipo. A su cargo tenía a dos hijxs y una nieta de tres años. Una de sus hijas está presa por una causa de homicidio.

¿Qué más?

Florencia era víctima de violencia de género.

El domingo a la mañana, la policía local la interceptó por estar transitando en bicicleta en contramano en una calle de la localidad. En el abandono que ya era su vida, el terror. Podemos imaginarlo.

Florencia no llevaba consigo su documento, y en San Luis la circulación en el aislamiento es de acuerdo al número del DNI. En el marco de estos protocolos por proteger la salud de la población, es que Florencia, en medio de un trámite que hacía en su bicicleta, queda presa.

Esa misma tarde es encontrada muerta en su celda producto de la asfixia que le produjo el cordón del buzó con el que supuestamente se suicidó.

Su hermana Andrea reclama angustiada desde Mendoza, con mensajes en las redes y audios de wsp: que se investigue la bajo la carátula de homicidio. Que su hermana sabía “cosas” de uno de los policías de la comisaría. Que el cuerpo no ha sido preservado según protocolos de investigación para la obtención de pruebas, que está ya enterrado en el cementerio.

Andrea no encuentra hasta la fecha cómo venir a seguir de cerca la investigación. La cuarentena le impide ingresar a la provincia en el marco de la muerte de su hermana, y está siendo acompañada por la Asamblea Permanente por los Derechos Humanos, desde San Luis.

El comunicado del Juzgado Penal del Departamento Junín (http://www.periodicojudicial.gov.ar/?p=405737) indica la presencia de médicos forenses en el lugar a las 20:30 horas de ese jornada, aspecto que no se confirma desde la APDH, debido a que los cortes de ruta impedirían tales traslados.

Una vez realizada la supuesta autopsia, el cuerpo de Florencia fue trasladado y enterrado en el cementerio local, sin custodia.

Desde la ADPH de San Luis se emitió una comunicado en el que se afirma que “ Ya habíamos advertido a las autoridades de casos de abuso policial, y vemos cómo en medio de la confusión de la lucha por la salud, algunos quieren que la cuarentena se convierta en Estado de Sitio, y avanzar sobre los derechos humanos y sociales más elementales.

Reiteramos la exigencia de respuestas fundadas, y el reconocimiento institucional de los responsables, así como el compromiso del Gobierno provincial, máximo supervisor del accionar de las fuerzas desplegadas para cuidar a la población.”

En diálogo con La Marea Noticias, Lilian Videla, presidenta de la APDH de San Luis manifiesta que el caso ha sido manejado con muchas irregularidades. “Para nosotrxs se trata de un caso de violencia policial. Ese es un tribunal que hemos denunciado por graves arbitrariedades en varias causas”, explicó.

El caso de Florencia es extremo. Nada indica para Videla, que se trate de un suicidio: “Por la forma de la celda es inviable el suicido dice su sobrino que pudo ingresar. El cordón de un buzo no sostiene el peso del cuerpo de una persona adulta, no tenía donde subirse para colgarse y ahorcarse, no podía trepar ni patear la silla”, sostiene.

Reprimir para “cuidar”

Desde la APDH se han realizado también denuncias en torno al accionar policial en la provincia de San Luis desde los inicios del aislamiento obligatorio.

El sábado 28 de marzo dos jóvenes salieron de madrugada en la ciudad de San Luis a comprar cigarrillos. “Si bien estaban contraviniendo la orden de aislamiento, el hecho es que las llevaron a la comisaría Sexta, y allí las hicieron desnudar y las tuvieron en una celda 18 horas sin comida, en esas condiciones. Eso es tortura y lo hemos denunciado”, afirma Videla a la Marea.

En el día de ayer denunciaron ante la APDH la detención de un joven y su pareja que fueron trasladados desde la localidad de La Toma hasta la capital provincial, más de cien km., por estar acompañando tareas domésticas en la casa de la abuela del detenido. En la comisaría lxs identificaron y a la madrugada lxs trasladaron con orden de prisión domiciliaria.

Respecto a los pasos a seguir en el caso de Florencia Morales, La Asamblea permanente por los Derechos Humanos, está en diálogo con Horacio Pietragalla, Secretario de Derechos Humanos de la Nación, para que se intervenga en la provincia desde otras instancias.

Este caso fue destacado por la Correpi (Coordinadora contra la Represión Policial e Institucional), que viene haciendo un relevamiento en todo el país y ya lleva 14 informes .

San Luis. Ese “otro país”, feudal y conservador, hoy aterra administrando su autonomía para “proteger a la comunidad”.

Compartinos tu opinión