Socorristas en Red: abortar en pandemia. Se presentó la sistematización del 2020

Socorristas en Red: abortar en pandemia. Se presentó la sistematización del 2020

Las Socorristas en Red se articulan a lo largo de todo el territorio nacional para acompañar procesos de aborto de manera segura, cuidada, libre y feminista. Desde sus inicios en el año 2014 sistematizan su hacer brindando información, datos, que el sistema de salud no tiene. Sus aportes empíricos y teóricos han sido claves en el tejido de la lucha por el aborto legal en nuestro país. La semana pasada presentaron los datos en relación a los abortos acompañados en plena pandemia.

Por Romina Pezzelato

Fotos: Gentileza de Las Hilando (SenRed Cba)

 

 

Trato de concentrarme. Tengo mucho por hacer.  No lo logro. Los pensamientos me asaltan.  Es una nube negra que me sigue por doquier. La vida suspendida.  Introspección, preocupación e incertidumbre. ¿Y ahora qué? Me conozco. Estoy segura. Lo siento en cada parte de mí ser. No es mi momento. Así no quiero. Tiempo de búsqueda. Entrar, cargar, leer una y otra vez. El corazón late acelerado. La esperanza se hace presente en mis ojos: “El aborto insiste, aún en cuarentena…”.

*Nadia, 23 años

 

Anualmente las Socorristas en Red (SenREd) presentan los datos de sus acompañamientos sistematizados. Laborioso aporte que sin dudas permite avanzar en logros como la Ley de IVE 27.610 (sancionada el 30 de diciembre de 2020), en disputas de sentidos a la medicina hegemónica, y en avances en la autonomía y la soberanía sobre las cuerpas de las personas con capacidad de gestar. Si las imágenes nos ayudan a dimensionar podemos decir que, en la geopolítica de nuestras cuerpas, las socorristas plantan bandera (verde) hace más de 5 años.

 

 

 

El 2020 nos significó el timonazo más grande de la historia. Asistir como pueblo, como humanidad a medidas sanitarias inéditas. En nuestro país tuvimos 37 días de aislamiento total y más de 300 días de distanciamiento social preventivo y obligatorio (DISPO). Los abortos no se detuvieron.

 

“Se trata de los acompañamientos que realizamos desde SenRed durante el primer año de la pandemia por coronavirus y da cuenta no sólo de la insistencia del aborto, sino también de la tenacidad y las fortalezas que tiene esta red feminista para poder dar respuestas en momentos de adversidad”.

 

Dice el informe que presentó la Red de Socorristas.

En diálogo con La Marea Noticias Belén Groso, activista de La Revuelta (grupa socorrista de Neuquén) afirmó que: «el trabajo de sistematización de SenRed es posible por definiciones políticas del propio hacer, y fundamentalmente por la generosidad de quienes abortan. De quienes comparten algunos aspectos de sus vidas con nosotres. Esos datos que sistematizamos son mucho más que números, expresan una parte de esa decisión vital de abortar».

 

 

El escenario 2020 fue hostil: tener que abortar en la casa con el resto de las personas que la habitan; que se enteren quienes no debían enterarse, no contar con la comodidad de la soledad para hablar por teléfono o conversar con quien acompaña en el lugar; que no pueda ningune amigue acompañar en el lugar, abortar con nuevas ingenierías que contengan a quien quizás convive con quien la violenta.

 

Sentí miedo… Sí, mucho. Estábamos en cuarentena.

Pensé que iba a ser complicado y pensaba: «¿Por qué me tocó a mí?». En fin.

Alexia, 27 años.

 

Los abortos siguieron

En el primer año de activismo socorrista se brindó información en talleres (rondas presenciales de conversa para brindar la información necesaria) a 1.116 mujeres y personas con capacidad de gestar, en 2020 la cifra ascendió a 17.534

 

El escenario de pandemia y el proceso de disputa por la legalización del aborto, implicaron que parte del hacer socorrista se redireccionara a acompañar abortos dentro del sistema de salud y eso se refleja en los datos presentados

 

En este contexto también redoblamos las apuestas de las articulaciones con el sistema de salud. En algunos lugares estrechamos los vínculos ya existentes, en otras localidades nos dimos la tarea de acercamiento y generación de alianzas y estrategias con profesionales de la salud. Esta decisión política de SenRed también se vio favorecida por las actitudes y decisiones tomadas por las autoridades sanitarias. Aprovechamos las oportunidades que abrieron las definiciones realizadas desde la Dirección de Salud Sexual y Reproductiva (DSSyR) del acceso a la salud sexual y reproductiva, incluyendo las interrupciones legales del embarazo (ILE) como servicios esenciales. Expresan en el citado informe.

 

 

El 37% de los acompañamientos sucedieron dentro del sistema de salud. Recordemos que, si bien la Ley de Interrupción Voluntaria del Embarazo se sancionó en diciembre de 2020, el aborto es legal en nuestro país según causales desde el año 1921.

 

Los abortos acompañados dentro del sistema de salud implican un aumento del 801% en relación al 2019.

En tanto el 50% de los abortos acompañados por SenRed el año pasado sucedieron fuera del sistema de salud. Autogestionados.

 

 

Yo decido cuando decido ser madre.

Me parece bastante cruel el tener que ser madre a la fuerza, cuando no tenía ni el más mínimo deseo,

sumado a eso que no tengo la capacidad psicológica ni económica.

Yakelin, 33 años.

 

Las socorristas se organizan en todo el país, y en Red tejen las ingenierías necesarias para garantizar una práctica que ha sucedido en la clandestinidad con todo lo que ello implica (en términos de violencias, especulaciones, riesgos, condenas morales, etc) aún siendo parte de los conocimientos ancestrales que las mujeres tenemos y nos hemos sabido heredar, por fuera de los saberes hegemónicos en relación a nuestras cuerpas y nuestras vidas. Como sujetas de deseos y portadoras de la capacidad de decidir que gran parte de la historia nos ha negado.

 

 

 

El 86% de quienes fueron acompañades a abortar sabía que se puede abortar con el uso de medicación.

 

«Con los datos que producimos, disputamos a la medicina hegemonica que hizo y hace del aborto una propiedad para reglamentarlo, para controlarlo, para negociarlo, para disciplinarlo y encajarlo en ciertos modos. También creo que disputamos a los poderes estatales y a la sociedad toda. Mostramos que podemos abortar y podemos acompañar», agrega Belén.

 

Derribar mitos

Los datos brindados por SenRed siguen derribando mitos en torno a la maternidad y aspectos que se enuncian como determinantes:

 

  • El 49,7% de quienes abortaron cree en dios.

Es decir, que la vivencia personal de la fe no incide en una decisión que afecta el resto de la vida de quien la toma.

  • El 60% tiene hijes

Con lo cual el amor filial pre existente no implica que se quiera avanzar con embarazos que no han sido planificados ni deseados. Ni con embarazos que suceden de manera forzada o en entornos de violencia de diverso tipo.

  • El 76,5% no había abortado anteriormente

Lo que pone en evidencia que el aborto no es una práctica recurrente en la vida de las mujeres y personas con capacidad de gestar. Recordemos que uno de los argumentos anti derechos era que, con el aborto legal, se iba a salir a abortar casi como práctica cotidiana. Argumento que ofende nuestra capacidad reflexiva, nuestras experiencias corporales, de vida, y nuestras decisiones como personas libres y conscientes de lo que implica criar y maternar.

 

Decidir no está mal A mí me salvó la empatía, la mujer amiga.  Me salvó la palmada en la mano para que me tranquilizara, el mensaje de aliento.  Me salvaron las pibas, hasta la que menos pensaba.  Y de repente, te das cuenta que todo puede ser mejor, que la empatía cruza fronteras, cruza prejuicios, cruza clase, cruza machismo, cruza adversidades. Desear no está mal, decidir y sentir tampoco.                                         

Macarena, 27 años.

 

Ley 27610. Divulgar nuestros derechos

Ganada al calor de una lucha que disputamos y sostuvimos en la calle, organizades, acompañándonos, acuerpándonos, el 2020 se cerró con un festejo histórico: la sanción de la ley que garantiza en nuestro país el aborto LEGAL, SEGURO Y GRATUITO.

 

 

SenRed lanzó la semana pasada una campaña informativa que se propone divulgar aspectos centrales en relación a la ley en diversos lenguajes y formatos a fin de garantizar el acceso a la información, acaso una de las principales herramientas para poder materializar el ejercicio de las leyes.

 

Aquí algunas de las propuestas:

 

 

 

 

 

Acceso a la campaña completa en: https://socorristasenred.org/esley/

 

Para el socorrismo la ley sigue siendo el piso desde el cual las disputas no se detendrán.

Porque hay mucho para avanzar, garantizar y conquistar por la plena libertad de nuestras cuerpas y nuestras vidas.

 

 

*Los testimonios en primera persona se tomaron del informe anual de SenRed

 

Compartinos tu opinión