Información y formación con visión de género

Vamos con todas, la mesa esta servida.

99 0

 

Por; Carina Ambrogi

El periodismo, ese oficio que hoy transita el delicado camino de la mutación, aunque muchos con ganas auguren su pronta extinción, carente de todo marco, de toda norma, de todo juicio, de toda forma.

Saltando de las fake news a los PsyOps, del soporte transmedia al tipo que todavía lee el boletín radial de las 6 de la mañana. Esa maraña transicional de la que ni los más popes se atreven a adelantar en que va a terminar, tiene entre tantos otros un desafío que superar: dejar de ser el reproductor de la cultura patriarcal.

Hace 20 años los 189 Estados Miembros de las Naciones Unidas acordaron que los medios de comunicación tiene un rol fundamental en el cambio de los estereotipos de género que influyen en una construcción sexista y estereotipada de las relaciones en la sociedad. Sin embargo, hoy el 46 por ciento de las noticias en el mundo siguen promoviendo los estereotipos de género, los hombres ocupan el 73 por ciento de los cargos directivos en el sector de los medios de comunicación y las mujeres son protagonistas tan sólo del 29 por ciento de las noticias, pese a que somos la mitad de la población mundial.

En Argentina, país que se comprometió como el resto de los estados miembros a trabajar sobre el tema, sólo el 15% de las notas son firmadas por mujeres, colocándose como uno de los que menor participación femenina reporta en la producción de noticias.

Un informe de FOPEA, reveló que el 61 % de las mujeres periodistas tienen más de un empleo para poder sostenerse y sólo un tercio muestra que tiene expectativas de crecer en el trabajo actual. La brecha en la cadena de mando muestra que el 71% tiene un jefe varón, y sólo un 12 por ciento ocupa un cargo de decisión dentro de las organizaciones periodísticas. Las periodistas manifiestan una doble sensación de incertidumbre respecto al presente de los medios de comunicación: las dificultades para vivir de un empleo como periodistas y la incertidumbre vinculada a los cambios que están atravesando los mismos.

A la inestabilidad y precariedad laboral se suma el riesgo de ejercer la profesión, mientras que Reporteros Sin Fronteras mostraron que en muchos lugares del planeta ser periodistas es una profesión de riesgo, en Argentina se suma la persecución y estigmatización de las periodistas feministas en las redes, por un aumento de la retórica del odio en contra de ellas y de las banderas que enarbolan.

Ante este panorama surge como en todos los otros ámbitos las organizaciones de mujeres que inmersas en una marea que pretende cambiarlo todo, se organizan en asociaciones y alianzas civiles como redes de periodistas de género, áreas de comunicaciones del Ni Una Menos, Observatorios de paridad en cuestiones de género y audiencias, entre otros. Según una compilación de trabajos sobre el tema reunidos por la periodista Sandra Chaher en el libro: “Argentina: Medios de comunicación y Género, ¿Hemos cumplido con la plataforma de acción de Beijing?”, las empresas de medios de comunicación y los sindicatos aparecen como los actores más rezagados en el compromiso con la búsqueda de la igualdad.

En un nuevo día de las y los periodistas, se vuelve fundamental reforzar el llamado a las cuerpas que militan en lo cotidiano por un periodismo no sexista;  por dejar de ser el cuerpo del tiempo y firmar las columnas de política, porque en la sección deportes no sólo jueguen ellos, porque la violencia hacia las mujeres no sea policiales sino sociedad, porque nunca más desaparezcamos con la o y prioricemos la a, la e o lo que sea para nombrarnos, porque nuestras fuentes sean ellas, las que se destacan en todas las áreas, porque la paridad y el cupo no sean la excepción sino la norma, y porque no puede existir un periodismo de verdad mientras que la sub representación de nuestra realidad este contada por varones. Feliz día periodistas! Vamos con todas, la mesa está servida.

Dejar una respuesta

Your email address will not be published.

Desarrollo Web por EFEMOSSE SISTEMAS www.efemossesistemas.com.ar